Publicado: 11/10/2018
Cae taxista que movilizó a sicario que mató a presunto delincuente
Cámaras lo grabaron ayudando escapar a sujeto que mató en discoteca al ‘Callajo’ de ‘La Jauría’. Policía asegura además que ya identificó al autor de los disparos y lo está buscando.
Compartir Compartir
Ever Miguel Lavado de la Cruz (33) es acusado de movilizar a los sicarios.

@WebSatélite


La policía capturó el martes al taxista Ever Miguel Lavado de la Cruz (33), acusado de ayudar a escapar al sicario que acabó con la vida de Carlos Alfonso Rosario Saico (28), el presunto jefe de ‘La Jauría’ apodado ‘Callajo’.


La intervención la ejecutó el personal de Homicidios de San Andrés. Para identificar a Lavado, los agentes analizaron las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad que se encuentran alrededor de la discoteca Olympos Vip, donde se produjo el crimen. En estas aparece arribando al lugar en su station wagon junto al autor de los disparos, que bajó junto a otros dos individuos e irrumpió en el establecimiento con el fin de acabar con la vida de ‘Callajo’.


Perpetrado el crimen, el sicario regresó a la camioneta, pero antes le entregó la pistola a un cuarto individuo que se marchó corriendo.


EN LA MIRA 


Según la policía, Ever Lavado cayó cuando caminaba por la calle. Al parecer estaba confiado, pensando que nunca lo identificarían. Pero, para su mala suerte, las cámaras lo grabaron. Y para complicar aún más su situación, hay testigos que lo señalan. Al menos así lo aseguran fuentes cercanas al caso.


Hoy es investigado por su presunta participación en la balacera, episodio en el que, como se sabe, también resultaron heridos Marco Antonio Álvarez Loyola (28), Lisepina del Rosario Uceda Paz (32) y L. E. H. A. (17).


Luego de la intervención, Lavado fue conducido a San Andrés, donde quedó recluido; la Fiscalía evaluará si solicita la prisión preventiva.


La policía ha informado además que ya identificó al autor material del crimen. Su nombre es guardado bajo siete llaves. Pero ya lo buscan. 

 

AJUSTE


Las autoridades sospechan que el asesinato responde a un cruel ajuste de cuentas entre bandas rivales, pero se desconoce aún qué organización se encuentra detrás.


Con respecto a los heridos, se sabe que el más grave es Marco Antonio Álvarez Loyola. Una bala le atravesó el cráneo y por ahora se debate entre la vida y la muerte en el Belén. Su familia, como es comprensible, ha preferido no declarar a la prensa. Sin embargo, la policía asegura que su hermano fue Robert Alexander Álvarez Loyola (43), alias ‘Cachaco’, asesinado a balazos en junio del 2016, en un restaurante de Huanchaco.


De acuerdo con los informes de entonces, ‘Cachaco’ se encontraba con Joaquín Alonso Dávalos Reyna (40), quien también murió aquella tarde.


Las autoridades vincularon a ‘Cachaco’ con ‘Los Pulpos’ y atribuyó su muerte a una supuesta venganza entre bandas.


Incluso la policía arrestó a dos sospechosos tras el crimen y los presentó en conferencia de prensa como los supuestos autores materiales, pero se sabe que estos no estuvieron mucho tiempo tras las rejas.


Hoy, dos años después, el hermano de ‘Cachaco’ va por el mismo camino, aunque todavía se aferra a la vida. Los médicos hacen lo posible por salvarlo.

Banner Publicitario Banner Publicitario